Mar del Plata, miércoles 27 de enero de 2021

La historia en primera persona desde Mar del Plata de un íntimo de Maradona

La historia en primera persona desde Mar del Plata de un íntimo de Maradona

Leo Sucar, amigo de Diego Armando Maradona, recordó en Vencedores y Vencidos momentos únicos vividos junto con Diego Armando Maradona durante años en una amistad “de casi hermanos”. “Fue un tipo único que algunas personas no cuidaron, desde familiares, futbolistas, que le hicieron mucho mal”. También habló de la relación del “10” con Mar del Plata.

“Tuvimos una amistad muy larga cuando Cópolla tuvo problemas con la Justicia. Me pegué mucho a él para ayudarlo porque estaba bastante perdido. Yo trabajaba en Costanera. Fue una amistad de hermanos. Luego me fui a México”, dijo.

Y añadió que “tiene mucha historia con Mar del Plata. Hizo sus goles jugando para Argentinos Juniors. Tuvo novias, amigos. La relación con la ciudad fue muy fuerte”.

“Antes de su relación con Verónica Ojeda viajaba bastante a Mar del Plata y se quedaba sin que nadie lo supiera. Incluso también iba más allá del sur de Necochea. Le encantaba el invierno de la ciudad”, expresó.

Y agregó que “en un momento desapareció, fue una historia conocida porque no podían encontrarlo, pero resulta que estaba en Mar del Plata”.

“Como persona Diego Maradona era muy divertido. Te hacía chistes de colegio. Cumplió 60 años pero vivió como 600. Es cierto. Todos los que estuvimos cerca vivimos los años que tenemos, pero él no”, recordó.

Y agregó que “cada cierto tiempo caía en los pozos en los que caen los adictos. Las adicciones se controlan pero no se curan. Esa más o menos fue la vida de Diego. Estaba muy mal. Era adicto al alcohol y los fármacos”.

“Cópolla cuidó mucho a Maradona. Cuidar a Diego era que coma, mandarle comida, era como un hijo. Tenía un entorno de la gente que lo quería. Nunca lo conocí con un mango en el bolsillo. Era complejo en algunos momentos”, manifestó.

Y precisó que “el tema era el entorno que le proporcionaba cosas que lo hacía caer en pozos negros. Había que cuidarlo para que no se le acerque gente a darle lo que no necesitaba. Cuando estuve con él en Cuba estaba bien, pero llego alguien y todo cambió”.

“A veces Cópolla o Maradona te pedían plata pero después te la daban. Diego no estaba con dinero encima. Cada viaje que hacía era todo gratis para él y todo su entorno”, dijo.

Además, Sucar reconoció que “al momento de despedirlo esta mañana en Casa Rosada fue todo muy fuerte. Todos pensábamos que se levantaría en cualquier momento. Gabriel Heinze fue uno de los más afectados. Estuvo tres horas parado a un costado del féretro sin hablar una palabra”.

“A una persona con adicciones lo peor que podés hacerle es fomentarle sus adicciones y no cuidarlos y lamentablemente había gente que se acercaba a él para estas cosas”, concluyó.

Related posts

Send this to a friend