Mar del Plata, Lunes 16 de julio de 2018

Rojas: una historia de fútbol, favores y política

Rojas: una historia de fútbol, favores y política

Alfredo Hugo Rojas Delinge fue un delantero que después de Lanús, Celta de Vigo, Real Betis, River Plate, y Gimnasia y Esgrima La Plata  desembarcó en Boca Juniors y allí alcanzó su mayor nivel de éxito, jugó 102 partidos y marcó 46 goles.

Con el paso del tiempo Rojas se convirtió en referente del equipo xeneize.

Hasta acá, todo normal, como tantos ídolos que cada club sabe cosechar.

“Mauricio (Macri) llamó a varios históricos para asesorarse cuando quería ser presidente de Boca. Y algunos de mis colegas me pidieron que me acercara a él, porque soy un tipo político y medido, porque me gusta hablar en público. Y, claro, algo de experiencia tengo. Y estoy feliz de haber agarrado viaje” contó en el 2009 el “Tanque” en una entrevista para “el Gráfico”.

En 1995, comenzó a trabajar en Boca, justo cuando Macri inició la presidencia en el Club que duró hasta el 2007. “Entré gracias a Mauricio Macri y me gané mi lugar trabajando, que es la clave de todo” declaró Rojas para el mismo medio.

Claramente Rojas fue clave para que Macri llegue a ser presidente del Club de la rivera, y Macri le devolvió la gentileza con trabajo.

De ahí en más, la familia Rojas se involucró con la política, y de buenas a primeras, Macri se convirtió en el Presidente de todos los argentinos, y las hijas del Tanque en funcionarias públicas.

Una de sus hijas fue secretaria del ex secretario de Obras Públicas de la Nación, Daniel Chain, quien renunció a la gestión, pero ella sigue firme en el cargo.

En Mar del Plata, desde la renuncia de Sebastián Puglisi a la Secretaría de Cultura, Silvana Rojas asumió el cargo.

Pero…¿Quién es Silvana Rojas?

Es una militante del PRO, integrante de la Fundación Pensar, que llegó al Gabinete para complementar la lista de los funcionarios que están en línea con Vidal y Macri: Gustavo Blanco (Salud), Ricardo De Rosa (Producción), Guillermo Volponi (Emder) y Juan Aicega (Concejal del Partido).

Egresada de la Escuela Nacional de Bellas Artes como Profesora Nacional de Arte, además de estudiar en el Teatro Colón y trabajar en el Museo Castagnino con Talleres de Arte, asumió como Secretaria local el 1 de abril. En sus primeras palabras como funcionaria dijo: “Se puede hacer algo serio y prolijo”, y desde allí su silencio, frente a las miles problemáticas que tiene su área, fueron increíblemente prolijo.

“Vana” rojas es una de las únicas ciudadanas que tiene línea directa con el presidente Macri. Cuando y donde quiere, levanta el teléfono y es atendida. Este no es dato menor, evidentemente el Ejecutivo Local la necesita.

El escrache a nivel nacional que Rojas “padeció” en la entrega de los premios Estrella de Mar el pasado lunes, fue la frutilla del postre frente a tantas críticas, escraches y manifestaciones que llevan a cabo cotidianamente no solos los trabajadores de la cultura local, sino también la sociedad en general.

Muchos se preguntan porqué Silvana Rojas, su inoperancia y soberbia, aún continúan en el cargo, es necesario conocer la historia de Macri y el Tanque, para tratar de contestarla.

Evidentemente y tal cual se demuestra, la funcionaria marplatense no tiene los días contados en el Gabinete, y Arroyo, mientras tanto, mira para otro lado.

Así estamos.

 

Noticias relacionadas